..:: Idus. Blog de arqueología e historia ::.. » Otón I, el fundador del Sacro Imperio

Otón I, el fundador del Sacro Imperio

28 Diciembre, 2010 on 7:00 am | En Personajes | Imprimir Post

Otón I, el fundador del Sacro Imperio - imperioromano.com

Tras enfrentarse a sus ambiciosos hermanos y vencer a los húngaros, Otón I de Sajonia recibió del papa la corona imperial en 962, convirtiéndose en el primer soberano del Sacro Imperio.

Tras vencer a sus ambiciosos hermanos y aplastar a húngaros y eslavos en el campo de batalla, Otón I de Sajonia fue coronado en 962 soberano de un Imperio que pervivió durante casi mil años. En Aquisgrán, aclamado por un gentío que, con la mano derecha alzada, gritaba «Sieg und Heil» -«victoria y salvación»-, Otón I fue coronado rey de la Francia Oriental el 7 de agosto del año 936. Su padre había muerto el mes anterior, pero antes le había nombrado heredero. Todos los elementos que acompañaron la coronación de Otón I tenían una fuerte carga simbólica. La aclamación con la mano alzada había sido una costumbre romana.

El aceite sagrado y la corona, a las que las crónicas llaman diadema, se utilizaron siguiendo el mismo ritual que el que se empleaba para coronar a los reyes del Antiguo Testamento. Tras la ceremonia se celebró un banquete en el que le sirvieron los cuatro duques germanos, simbolizando su sumisión. Por último, y quizá lo más importante, la elección de Aquisgrán para celebrar la ceremonia pretendía vincular a Otón con el primer emperador coronado en Occidente tras la caída de Roma en el siglo V: Carlomagno, cuyos dominios se habían disgregado en el año 843, cuando fueron divididos entre sus tres nietos.

Antes de morir, Enrique el Pajarero hizo saber que nombraba a Otón su único heredero, lo que contradecía las costumbres sajonas, pues se esperaba que dividiese sus posesiones entre todos sus vástagos. Además, la decisión parecía arbitraria, dado que no había elegido al vástago de mayor edad y tampoco al primero nacido tras la coronación del rey, su homónimo Enrique. Otón tuvo, por ello, que enfrentarse a sus hermanos. Otón solía mostrar clemencia con sus adversarios, consciente de que ello podía ser una muestra mayor de poderío que de crueldad. Resolvió algunas revueltas aristocráticas evitando las penas físicas y sometiendo a los nobles a algo que temían mucho más: la humillación pública. Atajar estos problemas internos le entretuvo durante las dos primeras décadas de su reinado.

Cuando murió uno de sus mayores opositores, el duque Eberhard de Franconia, se nombró a sí mismo su sucesor; de este modo unió Franconia con Sajonia (el territorio que Otón había heredado de su padre). Cuando su propio hijo, Liudolfo, comenzó a organizar una revuelta en Baviera, le acusó de haberse aliado con los húngaros. En el verano de 955, mientras Enrique agonizaba, Otón decidió encaminarse a la frontera oriental para frenar lo que parecía ser el comienzo de una invasión húngara en toda regla. La seguridad que mostraba Otón a la hora de dirigirse al combate tenía mucho que ver con la confianza que el monarca depositaba en su fortaleza y en su destino. La batalla de Lechfeld -en la que los jefes húngaros capturados fueron llevados a Regensburgo y ahorcados en público- supuso para Otón un triunfo definitivo. Acabada la contienda, los hombres que le acompañaban le proclamaron imperator, un título que en la Antigüedad había servido para aclamar a los generales victoriosos, pero que en la propia Roma había pasado a significar mucho más.

Desde el año 924 no había ningún emperador, y a Otón no se le escapaba este dato, pues su propio padre había querido reclamar para sí la diadema imperial. Así se centró en ganar la dignidad imperial, y para lograrlo tuvo que intervenir en Roma. Otón consiguió que en adelante los papas deberían ser elegidos con la aprobación imperial. Desde entonces, y hasta Carlos V, todos los emperadores alemanes recibieron su dignidad del papado. Esta alianza, que hacía del papa el dirigente espiritual de la Cristiandad y del emperador su brazo defensivo, se mantuvo durante toda la Edad Media.

Via: historiang.com

No Comments yet »

Suscripción RSS a los comentarios de la entrada. URI para TrackBack.

Deje un comentario

XHTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <code> <em> <i> <strike> <strong>

Cheap Synthroid

Synthroid is especially important during competitions and for rapid muscle growth. No prescription needed when you buy Synthroid online here. This drug provides faster conversion of proteins, carbohydrates and fats for burning more calories per day.

Como anunciarse en www.imperioromano.com
Funcionando sobre WordEsPress (basado en WordPress) con el tema Pool diseñado por Borja Fernandez.
Feeds de entradas y comentarios. XHTML y CSS válidos. ^Ir arriba^

[x] Cerrar
E-mail
Creative Commons License

Cheap Synthroid

Synthroid is especially important during competitions and for rapid muscle growth. No prescription needed when you buy Synthroid online here. This drug provides faster conversion of proteins, carbohydrates and fats for burning more calories per day.